© ERA
playmobil panpinak eta euskal abizenen letrak
Casa

Significado: casa nueva. ¿A cuál corresponde? a) Echeverría – b) Etxeberria

Los apellidos son un legado familiar que se transmite de generación en generación. Como era de esperar, teniendo en cuenta que proceden de diversos orígenes, existe una gran variedad, en la que también salta a la vista que muchos de ellos tienen su origen en el euskera, a pesar de que a menudo se escriban en grafía castellana.

De hecho, es muy frecuente ver apellidos euskaldunes escritos en la grafía propia del castellano en documentos de identidad: Echeverría, Ochotorena, Aguirre… Así están registrados frecuentemente y, por lo tanto, así están registrados también los de nuestros hijos/hijas.

Los apellidos en euskera tienen, sin embargo, su propia grafía, un modo correcto de ser escritos, y reparar en esa cuestión y escribirlos correctamente es otro modo de dignificar y cuidar el idioma.

En la página web de Euskaltzaindia se puede consultar fácilmente la grafía correcta de los apellidos. Pero, además, adecuar la grafía de nuestros apellidos es un trámite sencillo que requiere poco tiempo y esfuerzo: hay que acudir al registro civil de la localidad en la que estamos empadronados/as, con el certificado de empadronamiento, la partida de nacimiento literal y el DNI, documentos que se pueden solicitar en el mismo registro (la partida) o en el Ayuntamiento (el certificado). Con dicha documentación, el registro civil llevará a cabo la tramitación correspondiente, y será también el que resuelva las posibles dudas que podamos tener.

La propuesta de escribir y formalizar los apellidos euskaldunes con la grafía en euskera viene de atrás, y en ese sentido se han hecho campañas como APELLIDUAK ABIZENDU en numerosos municipios y localidades. Es algo que merece la pena, tanto para nosotros como para nuestros hijos e hijas, por una parte para darle al euskera una mayor visibilidad, y por otra parte porque es un paso lógico y adecuado cualquiera que sea la lengua en cuestión.

© ERA