IMG: © ERA
CasaEscuela

¿Cómo ayudarles con las tareas escolares?

La escuela se ha instalado en casa  y más de un padre o madre se ha sentido algo inquieto a la hora de ayudar a las hijas e hijos con el trabajo escolar. Ya no se trata solo de las tareas habituales. Por eso, Iñaki Eizmendi (EBETE) ha querido tenderles un brazo y arrojar un poco de luz sobre todas esas dudas que se han generado durante las últimas semanas, en especial en aquellas familias en las que los padres y madres no saben en euskera. De igual manera, se han recogido varias recomendaciones para seguir trabajando el registro informal del euskera, ahora que toca estar en casa.

Ayudarles en los hábitos de estudio

Pasar de la escuela a estudiar en casa y sin la presencia de un profesor ha supuesto, sin lugar a dudas, un gran cambio. Los niños y niñas, al no estar acostumbrados a estudiar completamente solos, agradecen que se les ayude, sobre todo a la hora de adquirir esos hábitos de estudio a los que no están hechos:

  • Organización: para una eficiente distribución del tiempo, hay que ayudarles a prever y planificar el trabajo.
  • Horario: hay que establecer unas rutinas y ayudarles  a cumplirlas. Por ejemplo,  (y teniendo en cuenta la edad): después de desayunar preparar el material y dedicar 45 minutos a ciencias naturales, luego inglés, después hacer un descanso, etc.
  • Lugar de estudio: que siempre sea el mismo sitio, y que sea adecuado para el estudio. Puede ser una habitación individual o compartida, pero que siempre sea el mismo lugar.
  • Constantes pero flexibles: hay que mantener el plan de estudio a diario, ya que de esa manera se adquiere el hábito. Pero al mismo tiempo, conviene recordar que son niños y viene bien adoptar una actitud comprensiva.

Motivarles y pasar tiempo con ellas y ellos

La clave está en el equilibrio. Es muy oportuno mostrarles interés hacia los temas que están estudiando y ayudarles a organizarse el trabajo y aclararles las dudas, siempre que se tenga presente que las niñas y niños deben ser autónomos y aprender a trabajar solos. Conforme avanzan en la escuela, cada vez se desenvuelven con más soltura y autonomía, y mientras tanto, les vendrá bien:

  • Sentarse un rato juntos a diario y preguntarles qué tienen que hacer es una buena manera de ayudarles a organizarse. Asimismo, repasar juntos las indicaciones de los profesores facilitará la organización.
  • Si no entienden o no saben cómo abordar un ejercicio, se les puede ayudar a desbloquear esa situación:
    1. Pídeles que te expliquen el ejercicio. También puedes buscar apoyo en un traductor online como ayuda extra..
    2. Si tienen que hacer un trabajo sobre un tema concreto, ayúdales a buscar información adicional, otras fuentes y hablad sobre el tema para activar los conocimientos previos.
  • Motívelos: más allá de los resultados, valora el trabajo y el esfuerzo que están haciendo. Puedes felicitarles por aprovechar bien el tiempo, interesarte por lo que estudian, preguntarles qué ejercicio es el que más les ha gustado…

¿Sensación de no poder ayudar?

Los padres y las madres no sustituyen al profesor y no  tienen por qué saber de todo. No obstante, no hace falta dominar una materia para dar confianza a las hijas e hijos y animarles a que lo intenten. Puede que no lo hagan todo bien, o que no lo hagan todo bien a la primera, pero de las explicaciones y correcciones se encargan los profesores.

Es importante mantener una comunicación fluida con el profesorado. Así,  estarán claros los objetivos, tiempos, canales para consultar dudas…

Uso oral del idioma: la importancia del registro informal

Mediante el modelo de inmersión lingüística, la escuela proporciona muchas horas de exposición al euskera. Está claro que escuchar y hablar son la base del aprendizaje, y ahora que la escuela se ha instalado en casa, conviene tener presente que el uso oral del idioma hay que trabajarlo de manera específica:

  • Si en casa conviven personas que saben euskera, es un momento estupendo para replantearnos la convivencia de los idiomas en el hogar, y, si no todos saben euskera, se pueden acordar hábitos para que cada idioma tenga su espacio.
  • Las videollamadas pueden ser de gran ayuda para conversar en euskera con otros familiares, amigos y amigas…
  • Echad mano de las propuestas culturales: una nueva cada día, siete días a la semana: video-cuentos, música, juegos, películas… y el resto de recursos disponibles (trabalenguas, listas temáticas de canciones, dibujos animados, cuentos.

 

 

Por otro lado, el Ayuntamiento de Hernani ofrecerá una charla online con la ponente Nerea Mendizabal: ¿Cómo educar a hijos e hijas durante el confinamiento? La conferencia se emitirá en directo este miércoles, 8 de abril, a las 18:30 h por youtube. La duración estimada es de media hora y, tras ella, la ponente contestará en directo a las preguntas que se le formulen. Hay dos maneras de formularlas: el propio chat de Youtube, o el whatsapp de Haur eta Gazteria Arloko (605715607).

 

© ERA